domingo

COLORES INTERNOS

La flor que se marchita,
vuelve a la tierra
donde brotará de nuevo,
sentir de alas y mariposas
aleteo de olores y sentimientos,
siempre recordándome tu tiempo
ese tiempo que nunca ha sido
ni tuyo ni nuestro,
ese tiempo que solo es de recuerdos.

La flor que se marchita
nace de nuevo con más fuerza
cada recuerdo fisura el horizonte,
al llegar a lo profundo de la herida
la flor sangra de nuevo,
para mí,
para mis adentros.
La sangre es el sacrificio
de los colores de mis tormentos.

Cavilando.
® Igna



Igna Safe Creative #0904020086825