miércoles

CENIT



Brillante y terso el dorso de su cuerpo,
me desliza al cenit de su pensamiento,
gloria de mis instintos más perversos
me arrastran hacia su misterios.

Deja caer la gloria de tus palabras
en el silencio de mis noches sin luna
en la esfera donde desaparecen las estrellas
abandónate a mis actos internos,
no me reproches un pensamiento
que nace desde el amor y hasta tu amor
se aproxima.

No me arrastra hacia ti
el caliente de tu cuerpo,
me llama la bondad
de tus pensamientos.

 Escribo con alma de poeta sin serlo
lo que de mí nace, profundo en sentimiento.

Cavilando.
 © Igna

IgnaSafe Creative #0904020086825