lunes

SOLO POR TÍ ME LIBERO


3 SOLO POR TI


Solo por ti mojo el ombligo, beso tus labios,
muerdo tus hombros, araño tu espalda,
solo por ti hoy vivo, espontáneo amor,
nada me extraña en quererte, fuerte, íntima,
que lama tus dedos disculpo a mi Dios,
después de haber tocado tu sexo, rosado,
reflejo de una nube de caída de sol,
solo por ti, mojo los labios en tus brotes,
hundo mi lengua bajo tu escote, vencí
al cerrojo de tus piernas, y perdí el tiempo
antes de conocerte, escupo un pasado,
ahora soy capaz de olerte sin distancias,
tanto es el brote que emana de tus muslos;
sudoroso , suplico a las líneas de tu cuerpo,
que se acerquen, acercándose deformo tus senos
altivos, penetro donde los labios de tu carne
empujan, incesantes, deseosos, y llego,
llego, parece ser que llego al abismo de mi sur,
donde mi conciencia se apaga.

Sé que piensa en la presencia viril de mi capullo
se aproxima hacia él, y con aparente dolor de su boca;
se retira.
¡Bien lo quisiera suyo!

4 LIBÉRAME MI DIOS


Es el soplo de su silencio
la fuerza que le hace volar
hacia otros aires distintos
y mi Dios quiera encontrar
junto a ella su libertad,
la que siempre deseó
y nunca se atrevió a pedir.
Es el mismo Dios que no perdona
mis actos, el mismo que interroga
mis actos incomprendidos,
el mismo Dios que preparó,
la coartada hacia la libertad.
Tal vez un día lo agradecerá,
Dios así lo quiera: Mi Dios.
Más interno.

Cuando llegue mi conciencia,
será libre.
Los fuegos artificiales de tu cuerpo
yacerán en el olvido, de mis llagas.

Cavilando.


© Igna


Safe Creative #0904020086825