lunes

SANGRE LOCURA Y DIOSES

Descubre el semen, mezclado con la sangre un poco de dolor, y mucho de locura. Si no quieres, imagina lo que quieras, mi lengua desafiante, desplegará todos tus pliegues, me quedaré con el aroma de tu sexo, y me quedaré dormido, bajo el sudor de tu cuerpo. Ahora que es de día, y la noche te reclama, no soy Dios, más necesito tiempo para recuperarme de tus embestidas, y tu caverna me vuelve a llamar a gritos. No hay más templo, que tu cuerpo, no des todo por perdido me guardo besos, abrazos un trocito de alquimia, de mis manos temblorosas para hacer olvidar el olvido lo que dolió en tu vivido. Si me dejas.... Cavilando. © Igna