miércoles

REQUERIMIENTOS

Requeriría de usted,
la caricia en su estado puro,
el beso intuido,
un despertar en su vientre,
un sueño en su almohada,
una noche,
tal vez, unas cuantas,
o unos cuántos años,
no importa la hora….

Requeriría de usted,
la palabra amor
susurrado entre los labios,
su sexo húmedo,
y su mirada transparente.

Mirando un mar se sensaciones
que por lejanas, son tan cercanas
que la requiero, si pudiera ser
ahora, en éste preciso instante.

Hace tiempo que dejó
de importarme su pureza
y debería saberlo
o tal vez lo sepa.

Cavilando

© Igna