domingo

ESENCIA Y GARRAS

Hay una esencia mía
dentro de tu piel dormida
acechando el momento
oportuno y discreto,
de ablandar tus sentimientos
dormidos.

Hay una esencia
que me corroe el alma
fragmentos blancos
de alas y garras,
tras tu vuelo
despiadado.

Hay una tierna niebla
delante de tus ojos
que no te dejan ver
ésta esencia mía.

Que te acecha en silencio
bajo tu vientre

y mi vientre se resiste
a tu esencia …

A tus alas y a tus garras.

Cavilando y olvidando.

© Igna