domingo

LA INCONDICIONAL




















La incondicional nunca pidió nada,
sus propósitos eran terrenales,
se coló en mis pensamientos,
llegó a dormir en mi lecho,
abusó de todos mis secretos
supo mantenerlos dentro.

La incondicional nunca pidió nada,
tan solo aguardaba, paciencia infinita
un beso, una caricia unos versos,
una mirada cruzada,
mientras ella miraba hacia la nada.

Nunca me pidió compañía,
ni padecer parecía osadía,
contrastaba a solas sus cobardías,
tan incondicional era;
que ni lo parecía.

Un buen día se planteó desaparecer
de mi algarabía.

Tan incondicional era que a pesar de todo
se quedó en mis pensamientos,
durmiendo en mí lecho,
incumpliendo mis secretos,
colándose en mis sentimientos.

Nunca pidió nada
y yo que siempre lo supe,
la dejé marchar sin condiciones,
esas eran sus intenciones.

Sigue durmiendo en mi cama…
A pesar de ser sagrada.

La incondicional nunca se quedó nada,
se apropió de mi mirada.

Cavilando.

© Igna

viernes

TE MIRO Y SUEÑO

Siempre te pienso despierto,
cuando se alejan tus miedos
y renacen sentimientos.

Brotas desde mis espejos
cuando te miro dormido
naces desde mis adentros.

Cuando no te miro sueño
me reflejo en tus espejos
de forma que estamos siempre;

juntos

muy juntos.

De nuevo.

Cavilando.

© Igna

miércoles

DILUIDO

Tu estimada presencia
se diluyó,
como se diluye el agua
al romper contra las rocas,
como se pierden estrellas
en las noches encubiertas.

Tus palabras incesantes
que un día fueron mi alegría,
hoy solo son un recuerdo,
una pena____________
_____________una agonía,

unas letras incesantes
que me remuerden la vida.


Cavilando.

Igna.
Te quise porque te quise
sin pensar en otros días,
sin acordarme de otras,
ni pensar en mi agonía.

Y ahora ya pasado un tiempo
me estrello contra las rocas,
me olvido de lo vivido,
me acojo a lo tenido,

me cobijo entre las sombras,
y te tengo aquí conmigo:

Diluida entre mis gotas.

De mis ojos derretidos.


Cavilando.

© Igna


jueves

PERPLEJAS MIRADAS

Bajaste
y encontrases
ese beso
que siempre buscases,

mirando al sol
desde la luna,
desde la luna
mirando al sol,

de mi sonrisa
infiel inconstante
que no cesa
de atormentarme.

El silencio después
de ese beso marchitó
las intenciones,

la mirada perdida
desde la luna
mirando al sol
desde la luna

_____perpleja.

Es de perder ese tiempo
que nunca encontraste.

Cavilando.

© Igna

LA SOLEDAD APUNTA AL SUR




















La soledad apunta al sur
de tu horizonte,

al norte de tus caderas
los sueños se rompen
en mil pedazos.

El dolor se viste
de una informal
existencia.

Más cerca habita
el ombligo
de tu mapamundi.

Donde el placer es locura,

la soledad acecha
en cada esquina.

Más cerca aún
estás tú.

Desgarrada soledad
que gime y llora.

Cavilando.

© Igna

martes

FURTIVOS


Devoradora
de besos furtivos,
desbordada
de añoranzas
perdidas

cascadas de pasión
emanan de tus venas,
constancias de entregas
que por furtivas;

duelen.

Ansiedad que quema.

Más de lo que se piensa.

Cavilando.

© Igna